top of page
Buscar

La luna y tú, ¡aprovecha sus secretos!



La luna tiene efectos reconocibles de manera evidente en todos los ciclos de la naturaleza, las olas, por ejemplo, modifican su andar de acuerdo con las fases de la luna. Desde la antigüedad los humanos se han preguntado ¿podría ser que esta extraña influencia también tenga algún efecto sobre nosotros? La respuesta es ¡definitivamente!


Si la atracción gravitacional de la luna es capaz de afectar a las olas del océano, ¿cómo podría no afectar a nuestros cuerpos, compuestos en un 70% de agua? La rotación de la luna alrededor de la tierra y las diversas fuerzas del Universo que nos rodean tienen efectos sutiles, pero muy claros sobre nuestros cuerpos, rutinas de sueño y la manera en que nuestro organismo interactúa con el mundo físico que nos rodea.


De esta manera, considerar las fases de la luna, como un factor tangible en tu rutina de belleza, debería ser lo más natural del mundo. Pero, ¿qué hacer durante cada una de las fases de la luna? ¡Sigue leyendo para descubrirlo!


Cuarto menguante

Recurriendo a la astrología, el cuarto menguante se caracteriza por una aceleración constante y una gran intensidad en las emociones. Estos son los momentos en que te resultaría útil apostarlo todo en tu rutina facial y realizarla de manera meticulosa y exhaustiva, ¡los flujos del universo se combinan para que obtengas los mejores resultados! De la misma manera, debido a que la energía tan dinámica de esta temporada puede resultar sobrecogedora, es recomendable cargar con un cuarzo que permita redirigir estos flujos accidentales descontrolados.


Luna Nueva

Este es el momento perfecto para cerrar ciclos. La temporada de luna nueva se caracteriza por una baja de energía en la atracción gravitacional de la luna, por lo que es común sentirnos un poco más cansados de lo normal e, incluso, que durmamos un poco más. Esta baja de energía también es un momento perfecto para detenernos, realizar rituales de sanación y ¡experimentar! Si planeas introducir nuevos productos o pasos en tu rutina de belleza, este es el momento ideal para hacerlo y observar sus resultados.


Cuarto creciente

¡Tu abuela estaba en lo correcto! De la misma manera en que la luna y su atracción lentamente se hacen más fuertes, nuestro cabello y uñas suelen crecer más rápidamente y con mayor fuerza cuando los cortamos durante esta fase. Visita a tu estilista y permítete brillar.


Luna llena

En esta fase, la atracción de la luna es más fuerte que nunca, por lo que sus efectos pueden notarse en tus rutinas de sueño (normalmente más cortas), pero también en tu piel. Típicamente, en la astrología, la época de luna llena se considera un momento de purificación y reinicio, por lo que es un buen momento para desintoxicarse y relajarte, disminuye el uso de coberturas faciales al mínimo y, en su lugar, ¡aprovecha! ¡es el momento perfecto para programar tu visita al spa!


¿Cuándo y con qué iniciar?

Si deseas conocer en qué fase está la luna actualmente, y cuáles son las mejores recomendaciones de belleza para estos días, puedes consultar un calendario con las fases lunares y los astros regentes, así como sugerencias de qué tipo de tratamientos son mejores para cada fase aquí.


Comments


bottom of page